Son las palabras que llenan una hoja

De blanco y rojo un año más

In 600 on 5 julio 2012 at 16:52

Son las siete de la mañana y llego a la estación de autobuses de Zaragoza, ayer a última hora decidí que sí, que iba, que no soportaría verlo desde el sofá de mi casa vestida de civil. Hay demasiada gente para ser jueves a esas horas, jóvenes que cuando llegan a las dársenas se dividen, unos van hacia la izquierda, hacia los autobuses que les llevarán a Teruel; la mayoría, vestidos de blanco, giran a la derecha. Yo llevo aún los vaqueros, pero les sigo. Encuentro mi asiento y me encuentro rodeada de un grupito de  niños-jóvenes que ya van preparados para la ocasión; visten el típico peto zaraprastroso que gastamos aquí para las fiestas del Pilar, no tenemos un color fijo y cada cuadrilla suele ir como le viene en gana, la única condición es el cachirulo. Así que hay una chica que va vestida de amarillo estridente. La miro raro y pienso “Uy, mal empiezas, no pega nada”. Se pasan el trayecto hablando de cosas poco interesantes y diciendo más tacos de los necesarios, pero se les nota ese nerviosismo de quien parece que es la primera vez que se va de viaje sin sus padres. En la parada de Tudela se ponen nerviosos. -Ah, no es aún, dice uno. Y vuelven a enfrascarse en una memorable conversación sobre el vodka y el whisky. Una hora más tarde el autobús enfila Avenida Zaragoza. Son las nueve y media y por las calles ya se siente el ambiente festivo, un blanco impoluto viste a los pamplonicas un año más.

-¿Esto es Pamplona?, pregunta la chica de amarillo.

-Sí, ¿no ves cómo va la gente?, le respondo algo ofendida.

-Ah vale, gracias, me dice medio enfadada.

Se levantan todos de sus asientos y veo cómo se dispone a atarse el pañuelico al cuello. Y eso sí que no. Me acerco a ella con cautela porque creo que me ha cogido algo de tirria por mi seca contestación, pero pienso que ya que va de amarillo, por lo menos que lo demás lo haga bien. “No te pongas aún el pañuelo, hasta después del chupinazo no”. Me lo agradece de mala gana pero se lo guarda en el bolsillo. Me uno con una amiga que iba en el autobús de al lado y ponemos rumbo a San Nicolás, con nuestra maleta y nuestros vaqueros. Desentonamos un poco, pero no durará mucho. De camino tropezamos con un grupo de argentinos que se están arreglando para la ocasión. Mi amiga no se lo piensa: “La faja hacia el otro lado y el pañuelo no os lo pongáis aún, así podréis disimular un poco que no sois de aquí”.

Llegamos a la bajera donde nos esperan con el almuerzo y el vino y, ya en pleno casco, Pamplona entera se prepara para la fiesta. Cambiamos los vaqueros por el blanco y comenzamos a honrar a San Fermín. Un año más nos dan las doce menos cuarto y decidimos tras una acalorada discusión que no nos da tiempo a ir al Ayuntamiento, aunque siempre hay una que lo intenta hasta el último momento alegando que seguro que se puede pasar. Echamos a andar y pese a su insistencia nos quedamos en la plaza del Castillo.

¡GORA SAN FERMÍN!

¡VIVA SAN FERMÍN!

Y ahora sí, pañuelico al cuello, el mismo que me regalaron la primera vez. Ya está. Un año más estoy aquí. Ayer tomé una buena decisión.

………………………………………..

Son las cinco y media de la tarde y estoy terminando de hacer la maleta. Esta noche vuelvo a Pamplona. Y como todos los años, me vuelvo a poner nerviosa.

Anuncios
  1. no soy anónimo, soy eco

  2. Me ha gustado mucho, incluso me ha tocado el “puntico” de Pamplona y me he sentido identificado con lo de debatirse a última hora: ¿voy, no voy?. Un año más me he tenido que quedar

  3. Y aquí te esperamos, Lychu de mi vida!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: